Home of ChanRobles Virtual Law Library

 

Home of Chan Robles Virtual Law Library

www.chanrobles.com

PHILIPPINE SUPREME COURT DECISIONS

SECOND DIVISION

[G.R. No. L-8045. May 12, 1955. ]

VALENTINO TAYLO Y REYES, recurrente, contra el TRIBUNAL DE APELACIONES (QUINTA DIVISION), recurrida.

D. Miguel R. Cornejo en representacion del recurrente.

El Procurador General Auxiliar Sr. Guillermo E. Torres y el Procurador Sr. Roman Cansino, Jr. en representacion de los recurridos.


SYLLABUS


1. PROCESO CRIMINAL; APELACION EN UN ASUNTO CRIMINAL Y CIVIL DISTINGUIDO. — No debe confurdirse la apelacion en un asunto criminal con la apelacion en un asunto civil. En asuntos civiles el Tribunal de Apelacion puende sobreseer la apelacion por su propia iniciativa "por haber dejado el apelante de servir y presentar su alegato dentro del plazo fijado por estos re glamentos" (Art. 1, Regla 52); En asuntos criminales, "podra, a mocion del apelado o por propia inciativa, y mediante notification al apelante, sobreseerse la apelacion cuando el apelante dejare de presentar su alegato dentro del plazo prescrito por esta Regla, salvo en el caso de que el apelante estuviere representado por abogado de oficio."


D E C I S I O N


PABLO, M. :


El recurrente fué condenado por el Juzgado de Primera Instancia de Rizal (causa criminal No. 2735-P) a cuatro meses y un dia de arresto mayor con las accesorias, contra cuya sentencia apeló en 26 de noviembre de 1952. En 10 de agosto de 1953 el abogado del acusado fué notificado por el escribano del Tribunal de Apelación de que deberia presentar su alegato dentro de 30 dias a contar desde la fecha de la notificación. En 7 de Septiembre el abogado del acusado presentó una moción pidiendo lo siguiente: "Wherefore, it is respectfully prayed of this Honorable Court to grant the herein defendant-appellant an extension of 30 days from September 9, 1953, within which to file a typewritten or mimeographed brief for said appellant, as pauper", y el Tribunal resolvió "to grant said motion pursuant to a resolution of the Court in banc of June 27, 1951, with the warning that no further extension will be granted."cralaw virtua1aw library

En 1
Top of Page